“Los adultos que mejor se alimentan son los que han aprendido a la edad más temprana a entusiasmarse con la materia prima y con la cocina.”  Rafael Ansón, Presidente de la Real Academia de Gastronomía

¿Qué opinas de una actividad de ocio infantil en donde no exista distinción de roles según el sexo, que pueda realizarse con independencia de la estación del año, que sea lúdica y a la vez les aporte valores sociales y de cooperación? ¿Y si además aprenden las reglas más elementales para una nutrición sana y equilibrada, adecuada a su edad? Si añades que la recompensa es inmediata, en forma de exquisita merienda, además de resultar la actividad perfecta para los padres, los niños estarán deseando repetirlo.

Los cocineros son los mejores comedores. Si tu hijo pone todo tipo de excusas ante cualquier receta nueva o le cuesta aceptar algunos alimentos, deja que le ayudemos a descubrir nuevos sabores mientras experimenta en nuestra cocina. Haremos que se imagine como una chef italiana al llenar sus manos de harina para preparar una pizza artesana solo de vegetales; o un príncipe indio mezclando el curry y la cúrcuma.

Estas son las ventajas de nuestras clases de cocina infantil orientadas a niños, desde los 6 años. Ratos de diversión en los que aplicará fórmulas matemáticas mientras pesa y mide, desarrollará su motricidad batiendo y mezclando, mejorará su autoestima disfrutando de sus creaciones y adquirirá independencia a medida que vaya sintiéndose seguro y reconocido. Y si quieres acompañarle, apúntate a nuestros talleres en familia.